Cruz Roja expresa preocupación por demolición de aldea palestina

Cruz Roja expresa preocupación por demolición de aldea palestina
Ramallah, 14 sep (PL) El Comité Internacional de la Cruz Roja (CIRC) expresó hoy su profunda preocupación por la decisión de Israel de demoler la aldea beduina palestina de Jan al-Ahmar y otras estructuras de Cisjordania ocupada.
Las demoliciones planeadas afectarán dramáticamente la vida y la dignidad de esta comunidad, señaló en un comunicado el Jefe de la Misión del CICR en Jerusalén, David Quesne.

El directivo recalcó que mientras las políticas de zonificación y planificación en Cisjordania no sirvan a la población que vive bajo la ocupación, no pueden ser utilizadas como justificación para la destrucción de la propiedad.

El Tribunal Superior israelí emitió recientemente un fallo que da luz verde para que los militares derriben la aldea de Jan al-Ahmar, convertida en foco de interés palestino y motivo de preocupación internacional.

Jan al-Ahmar es una de las comunidades palestinas que Israel está amenazando con la demolición y el desplazamiento forzoso de sus pobladores en el Área C, que constituye el 60 por ciento de Cisjordania ocupada y cae bajo el completo régimen militar israelí.

Tel Aviv se niega a permitir prácticamente cualquier construcción palestina en el Área C, lo que obliga a los residentes a construir sin obtener permisos, concedidos solo en raras ocasiones para proporcionar refugios a sus familias.

La aldea también se encuentra en el área E1, al este de Jerusalén, donde Israel planea expandir sus bloques de asentamientos de Maaleh Adumin y Kfar Adumin y conectarlos con Jerusalén.

La expansión de esos asentamientos en E1 aislaría las partes norte y sur de Cisjordania entre sí, socavando las perspectivas de contigüidad territorial de un futuro Estado palestino y reduciendo aún más el acceso palestino a Jerusalén.

Con este proceso de demolición y expulsión programadas, esta sería la segunda vez que la comunidad de Jan al-Ahmar es desplazada por la fuerza; esas familias fueron inicialmente expulsadas de la región de Naqab por militares israelíes en 1950.

mem/nvo