Uruguay 2018: Unas de cal, otras de arena

Uruguay 2018: Unas de cal, otras de arena
Por Hugo Rius*
Montevideo (PL) País raigalmente agropecuario, al fin y al cabo, Uruguay arrancó en 2018 inmerso en un conflicto entre su gobierno del Frente Amplio y sectores del campo, que se prolongó durante meses.
Ante una coyuntural desaceleración de la economía, después de años de continuos crecimientos, productores independientes protagonizaron una secuencia de protestas y amenazas de boicot en abastecimientos que perduró desde enero hasta mayo.

Los minoritarios llamados autoconvocados llegaron a manifestarse frente al Parlamento, y a proferir condenables ofensas contra el presidente Tabaré Váquez, pese a su permanente disposición al diálogo y a impulsar medidas de alivios a la situación económica surgida.

El gobierno adoptó por lo menos 21 medidas en beneficio del sector agropecuario que favorecieron a pequeños y medianos productores, comenzado con la rebaja a los arroceros del precio de los combustibles mediante el recorte del impuesto del valor agregado en un 13 por ciento.

Otros actos en favor consistieron en la creación del Fondo de Garantía Lechero, un ordenamiento de la deuda de productores con industrias, rebajas en tarifas eléctricas y la congelación de arrendamientos para productores familiares.

A ello se sumó la declaración de emergencia agropecuaria para 14 de los 19 departamentos del país para facilitar las ayudas, tomando en cuenta los embates de la sequía.

La perspectiva económica formó parte de las preocupaciones centrales de Uruguay en el año, mostrando datos contradictorios como el cierre de 2017 con crecimiento de exportaciones del 21 por ciento, y del 13 por ciento de llegadas de turistas, pero a su vez subió el desempleo del 8,2 al 9,3 por ciento. Más sombrío se divisó el panorama al filo de septiembre con la brusca devaluación de la moneda en el vecino e influyente Argentina, en el reconocimiento por el presidente del Banco Central, Mario Bergara, de lo que pasa allí tiene impacto en términos de competitividad y precios en mercados.

Entre los numerosos avances sociales impulsados por el Frente Amplio destacan los 175 consejos tripartitos para reajustar salarios en correspondencia con el costo de la vida y que por primera vez en 13 años el aumento salarial fue del 1,3 por ciento por arriba.

Para defender los Consejos Salariales, la central sindical PTI-CNT convocó a un paro, al tiempo que avanzó en la Cámara de Diputados un reivindicativo proyecto de ley que crea el Fondo de garantía de créditos laborales ante la insolvencia patronal.

En los meses de septiembre a noviembre un activo Parlamento debatió, negoció y adoptó importantes proyectos de leyes como el de Reforma de la Caja Militar de Retiro, de Creación de Empleos para personas con discapacidad, Integral para Personas Trans y la presentación de iniciativas legislativas contra la corrupción y la difusión de noticias falsas.

Las dos últimas citadas se relacionan con el inicio oficial el 27 de octubre de la campaña electoral con vista a los próximos comicios generales en la misma fecha de 2019 en las que se disputarán los cargos legislativos y ejecutivos.

La venidera contienda se pronostica candente y pugnaz a juzgar por los reñidos procesos en marcha al concluir el año, tan solo en la fase de presentación de precandidatos hacia las respectivas internas de nominación presidencialista en los principales partidos políticos.

Con el desgaste propio de tres gobiernos consecutivos, el Frente Amplio va por un cuarto mandato priorizando en profundizar su programa, enfocado en lo incumplido e insuficiente y en la renovación y la unidad de las filas.

Sin claras propuestas alternativa y señales de retrocesos al pasado se lanzan al ruedo los dos partidos opositores tradicionales que más tiempo han gobernado, el Nacional y el Colorado que se preparan para una vuelta al poder.

Para unos y otros se hace palpable un grave deterioro de la seguridad pública, plasmado en cifras de delitos que aparece en las prédicas electorales y que potencialmente contribuya a inclinar balanza de intenciones de votos por el Frente o los restauradores nacionales.

En el plano internacional destacan como contrastante los prometedores vínculos económicos con China y su Ruta de la Seda en la región, de un lado, y del otro las frustradas negociaciones del Mercosur con la Unión Europea en pos de un acuerdo comercial.

Antes de concluir 2018, Uruguay exhibe un candidato a nominación de mejor película extranjera en el certamen de los premios Oscar, con 'La noche de los 12 años', una historia real de resistencia de tres luchadores cautivos de la pasada dictadura, uno de ellos el ex presidente José Mujica.

En fin, que el fiel alternan unas de cal y otras de arena.

*Corresponsal de Prensa Latina en Uruguay.

em/Hr