Alertan en Bolivia intento de EE.UU. de reposicionar orden unipolar

La Paz, 15 abr (PL) La historiadora boliviana Helena Argirakis alertó hoy sobre los intentos de Estados Unidos de reposicionar el orden unipolar, lo cual se vio en el reciente ataque a Siria y la vuelta la injerencia en América Latina.
Al comparecer en el programa El Pueblo es Noticia, de Bolivia Tv, la politóloga comentó que Estados Unidos vio amenazados sus intereses estratégicos tras la derrota militar sufrida en la nación árabe.

Al no poder controlar el territorio, por la resistencia del pueblo y el gobierno de Bashar Al Assad, Washington actúa en consonancia con su política intervencionista, afirmó.

La profesora universitaria agregó que justo cuando las fuerzas sirias expulsan a los terroristas de la Guta Oriental, aparece la denuncia sobre el supuesto uso de armas químicas y bombardea el país, aun sin esperar los resultados de las investigaciones.

Argirakis calificó el ataque del viernes pasado como una 'amenaza al equilibrio del orden internacional, provocado por esta necesidad de preservar sus intereses y reposicionar un orden unipolar en un mundo multipolar'.

Estados Unidos es un imperio en todo el sentido del concepto porque, según la académica, plantea como estrategia la generación de relaciones abusivas y la apropiación, despojo y saqueo de los recursos naturales.

No es una relación equilibrada entre Estados, recalcó.

Agregó que esa forma de articular el dominio se articula también en América Latina a través del poderoso complejo militar industrial, el cual posiciona el mantenimiento de la guerra como el negocio del Siglo XXI.

Washington retorna América latina para debilitar países que defienden la soberanía y sus recursos naturales, y ante ello, generan políticas intervencionistas ante el debilitamiento de los bloques regionales de integración, puntualizó.

La historiadora boliviana llamó en ese sentido a retomar el imaginario de una región libre, unida y soberana defendido por líderes como el cubano Fidel Castro, el venezolano Hugo Chávez y los próceres independentistas José Martí y Simón Bolívar.

mem/lbp